Me di cuenta

No hay comentarios

Sentada mirando a dos personas que aparentan ser felices, me doy cuenta de que tengo grandes cicatrices. Cicatrices que se formaron por una mala educación, porque a un niño desde pequeño no se le educó. Cicatrices que perduran a lo largo de mi vida porque un niño se reía cuando a mí me veía. Se burlaba y señalaba a la gorda con un dedo, son las cicatrices que aún rasgan mi pellejo.

Hoy recuerdo que las burlas a mí me marcaron to’a. Porque mientras otros reían, las lágrimas surcaban toda mi boca. Todo esto me afectó tanto que perdí el aliento y cada vez que conocía a alguien siempre era el mismo cuento. Personas que se burlaban y que nunca aprenderían que de esas de quien te burlas necesitarás algún día.

Los hombres que pasaron por mi vida me tomaban todo, me cogían de pendeja y me decían muchas letras, rimas que parecían que arreglaban mi vida entera, pero por dentro y muy lejos se les veía to’ lo cuero. Todo esto pasaba con mucha frecuencia, pues de amores y mariposas mi cabeza estaba llena, haciendo que mi vista se cegara por completo complaciendo su vida y convirtiendo la mía en un desierto.

Siempre pensé que esto me pasaría todo el tiempo, pero ¡sorpresa! llegaste tú y cambiaste to’s los colores, aprendí a confiar en mí y a sentir muchos sabores. Como siempre al principio todo fue color de rosas, rosas rojas, amarillas, rosas que significaban una sola una cosa. Cosa que parece que se te olvidó pues cambiaste mis besos por caramelos o algodón. O el tiempo no te daba o tenías mucho trabajo, no importa qué carajo, siempre de mi vida te ausentabas.

Estudiando me doy cuenta que soy más observadora, que la vida que ofrecías aunque rica no sabrosa. Que siempre me callaba escuchando estupideces y que tus excusas para mí eran los credos más perfectos, más hermosos y más ciertos que los que en la iglesia rezo.

Hoy me doy cuenta que la bruta siempre había sido yo por esperar cosas que siempre ofrecía. Así que de mi trabajo tengo que mucho que aprender e imitando la labor de una buena periodista tengo que ser siempre objetiva así que he pensado muchas veces de mil formas distintas intentando ayudarte, pero no hay salida. Así que he llegado a una misma conclusión:

No me mereces ni mereces alguien que así te quiera porque aunque al principio primaveras tu amor es egoísta y muchas veces conformista. Todos merecemos una paz en el interior que aunque no la tenía la sentía yo un poquito, pero como digo siempre hay un pero mi amor y eso hace que de poquito ya hoy no estés en mi corazón.

Lo lamento te admiraba y creía en ti te lo juro. En realidad eres brillante, todo un filósofo, un diamante en bruto. Pero un poco analfabeta, cómo no darte cuenta que yo sí lo puedo hacer feliz que solamente necesito alguien que me empuje a mí. Me empujabas al principio, parece que te cansaste, yo lo acepto no es mi peso, es que las cargas son grandes. Pero eso mismo demuestra que no eres de fiar porque alguien a mi lado en este momento tiene que ser leal. No pudiste y lo entiendo, vete si eso es lo que quieres, pero recuerda que la gente es toda muy diferente. Mucha gente es bonita y tiene buenos sentimientos, pero a la primera pelea te dejan en el pavimento. No te ayudan, se embrutecen, cogen miedo y desaparecen.

Otras, saben de la vida y escriben poesía y esa sí que es lo que TODOS necesitan. Una mujer o un hombre es fácil de conseguir, pero así mismo un día pueden partir. Una persona real que sabe lo que quiere, que lucha y se da cuenta que sus palabras se sienten no la encuentras en ningún lado porque sus acciones son letales, independientes y francamente individuales. Yo sé que eso de mí te asusta, mis palabras te mataban. Lo admito, tienes miedo de poder sentir todas las sensaciones que yo te puedo escribir. Una loca enamorada de la vida no es fácil de tener, pero si te equivocas, cuando la tengas no la podrás retener. Así que no te molestes en pedir disculpas, te intimido, lo siento, pero así son las luchas.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s