Krrish 3

Si eres de las personas que disfrutan ver películas de cine independiente o diferentes a las típicas películas de “Hollywood”, “Bollywood” es una opción muy buena para ti. Esta industria es conocida como una de las mejores creadoras cuando de películas se trata. Incluso, el mercado de “Bollywood” está arriba del americano, posicionando a “Hollywood” en un tercer lugar y colocando a las películas de la India en un segundo lugar.

Y como para muestra con un botón basta, sólo hay que ver la película “Krrish 3”, la última película de esta trilogía. “Krrish 3” fue creada pensando en el público y mercado americano, por esta razón, no hace falta ver las dos películas anteriores ésta. Primero, porque es una historia que de desliga completamente a la historia anterior; y segundo porque al principio de la película el narrador te da un breve, pero rápido resumen de la vida de “Krrish”.

Nuestro amigo es un súper héroe que como todo ser humano, tiene que dividir su tiempo entre ser un hijo que vela por su inteligente padre, un excelente esposo y un trabajador normal que quiere pasar desapercibido. Pero muchas veces se enfrenta a situaciones donde él cree no podrá sali de ellas. En esta historia, el apuesto y musculoso héroe tiene que salvar al mundo de unos mutantes, pero como mutantes al fin, no será tarea fácil, ya que están creados de una manera genéticamente alterados, para que así puedan tener muchos poderes y habilidades, como tener una lengua súper elástica o poder cambiar de forma o persona. Sí, como un camaleón.

Nuestro súper héroe pelea, ama y se enfrenta a situaciones inesperadas por dos horas y 25 minutos aproximadamente, en una película que dan ganas de ¡BAILAR! ¿Bailar, hay baile en una película de acción? Sencillo, es la India. Así que una manera espectacular, el director, Rakesh Roshan, logra mezclar la acción con el baile en grupo.

“Krrish 3” es una película de acción, donde un súper héroe está a punto de perder a su familia y tiene que tomar decisiones sabias para poder salvar al mundo de su final. Pero como bien dije al principio, su director logra que se resuelva todo con una buena pizca de baile.

Anuncios

“Una relación sexual adictiva y llena de intriga”.

Galán que me lees. Volví para comentarte acerca de una nueva película que logró mantenerme despierta, molesta y excitada a la vez. Sí, claro que esas sensaciones se pueden sentir en un cine. Obvio que sí las puedes sentir en Fine Arts Cinema Café. ¿Aunque sea así medio de “caché”? Seguro, ¿acaso no has oído decir que las más finas son las más promiscuas? Sabes la palabra que iba a ahí, así que no se haga el bobo. Teniendo como referencia esa frase, sí puedo sentirme de esa manera en Fine Arts.

La película culpable de que sintiera esas sensaciones fue la nueva propuesta de el simpaticón César Rodríguez. Esta vez apostó por más y con un gran equipo de producción y de la mano de uno de los productores y directores franceses más aclamados, Sergio Gobbi, dirigió el primer remake dominicano: “La Extraña”. Sí, un remake de la película francesa “L’Étrangère”.

Jean Louis interpretado por Frank Perozo, es un exitoso editor de libros, el cual vive con la culpa del accidente que sufrió su ex mujer, después del divorcio. Aunque son buenos amigos e incluso confidentes, su culpa no lo deja tener una vida normal y se convierte en un aburrido, ermitaño y desesperado hombre que para colmo vive con la incertidumbre que le causan todas las herramientas tecnológicas que van a hacer que deje de tener el éxito que ya tiene. Claro, si me hubiese conocido a mí, no se sentiría así. Sigue leyendo

“Cuando te casas el 11 de julio de 2010, ¿qué puede pasar?”

Daniel Sánchez Arévalo es uno de los guionistas y directores que han sabido situarse dentro de los mejores en el cine español. Hoy, no es la excepción y nos trae nuevamente una película asombrosa y no tuvo que recurrir a grabar en tantos lugares, pues su manera de dirigir nos permite disfrutar de una buena película aunque se grabe solamente dentro de un cuarto. Sí, así es Daniel Sánchez. Si no sabes quién es, busca su información y sobretodo ve sus películas, no perderás el tiempo.

Sólo él te trae una película donde los protagonistas, 5 hombres, tienen nombres de personajes bíblicos. Adán, Benjamín, Caleb, Efraín y Daniel son los bombones que te sacarán una carcajada tras otra. Imagínate, pasan dos cosas muy importantes: es el último día del Mundial en África y hay boda. Sí, ponte lindo, que estás invitado a una aventura y no querrás que se termine. Imagínate casarte un día en que toda España tiene puesto los ojos en África.

Es una película que aunque cómica, no deja de tener en ocasiones drama, ya que debajo de esa felicidad plena que muestran los protagonistas, hay una tristeza que los agobia. Así que la comedia y el drama están presentes en momentos específicos, los cuales harán que tu cabeza vuele. No puedes perder de vista a la prima de estos guapetones y de cómo quiere, como decimos en Puerto Rico, tirarse a uno de ellos. No sabe na’ la nena. ¡No, qué va! Con tanto bombón…

“La gran familia española” no deja de ser entretenida aunque el tema del amor sea uno del cual estés cansado de escuchar. Es una película donde una familia feliz arrastra sus traumas e intenta superarlos. Al final, el dolor sigue, pero igual sigue unida la familia.

Los paisajes, la ropa, las características específicas de cada personaje harán que te identifiques con al menos uno de ellos. Si eres como yo y tu vida cuelga de un hilo,le tomarás cariño a todo lo que veas en pantalla gigante.

Es de estas películas que tienen la habilidad de evolucionar en tu mente, una vez se termine.

Daniel Sánchez Arévalo te envolverá en esta comedia que pasa a ser una tragicomedia, pero jamás deja de ser atractiva. Una familia como cualquiera otra que busca salir de cada lío en que se mete. ¿Te parece conocido?

“Let’s be Cops”

Volví y esta vez, le tocó el turno a la nueva película de comedia “Let’s Be Cops”. Sinceramente pensé que una película donde dos mejores amigos se visten de policías para una fiesta de disfraces y luego se hacen pasar como tal, no iba a ser tan divertida. De igual forma, creí que lo mejor lo habían puesto en los trailers para atraer público, pero volví a equivocarme. Esta película que no es otra cosa que una historia donde dos amigos disfrutan de una mentira y se convierten en héroes, llega a ser una muy buena película. Aunque sea una historia cliché, es una gran comedia. Te ríes y mucho. Empezaré hablando de Jake Johnson, quien interpreta a un deportista frustrado que quiere de cualquier manera llegar a ser conocido para poder cerrar un capítulo en su vida. Y cuando digo que quiere llegar a ser grande de cualquier manera, es de cualquier manera, aquí entran las mentiras y los líos en los que se mete para lograr su objetivo. Además de que dama, es un chico atractivo, con una nariz rara que cuando la veo me hace pensar en Owen Wilson. Por otro lado está su maduro, negro catanga mejor amigo, el cual es interpretado por Damon Wayans Jr. Sí, el chico que has visto en series, guapo por cierto. Éste aunque no puede decirle que no nunca a las ocurrencias de su amigo es el más maduro, pero cobarde de los dos. Y al que le pasan unas cosas, que definitivamente harán que se te salgan los orines de tanto reirte. Claro si eres hombre, porque si eres mujer no te orinarás encima. Al contrario, llorarás de la risa y si al igual que yo llevas delineador puesto saldrás con los ojos rojos por el ardor y con tus cachetes llenos de pintura negra. Ten cuidado que cuando salgas no te digan “charra” por ir maquillada para Halloween. Sí, tu sabes los ignorantes chamaquitos con los que una tiene que lidear a veces en el cine y en cualquier lugar. Así que consejo de amiga, ve sin delineador. Si eres de las “bitchas” que no sale sin maquillaje, compra uno a prueba de agua. Me lo agradecerás. ¡No hay de qué! Let’s be cops tiene intriga, a veces hay momentos en que un “Awwn” saldrá de tu boca, pero no pararás de decir “¡qué pelota de cab$&%!”. Y es que esa pareja que amigos logran meterse en un problema tras otro. Definitivamente Greenfield no se equivocó al dirigir esta comedia. Uno de los momentos más interesantes lo fue cuando descubren la verdadera identidad del personaje que interpreta Andy García, que Santo Dios, está como el vino. Si, entre más viejo más bueno. Qué canas, qué ojos, qué voz. Algo que tengo que criticar, y no es sólo mi opinión, es que tal vez es un poco larga para el tipo de película que es. Aunque eso no quiere decir que sea aburrida, porque no lo es. Sólo que cuando crees que puede acabar, sorpresa, pasa algo que hará que duré más. Así que si no tienes planes para este “weekend” y quieres pasarla bien y reirte como un demente, te invito a disfrutar de la nueva comedia Let’s be cops, porque realmente, está mucho mejor que lo que esperaba. Y por favor, quédate en los créditos. No hasta el final, pero quédate para que continúes riéndo.